...
Ordena hoy y recíbelo el December 9th

Calentador de agua con fugas en la parte inferior

La corrosión es el factor más común que reduce la vida útil de los calentadores de agua y que hace que tengan fugas. El ánodo de magnesio que viene instalado en fábrica solo protege a tu tanque temporalmente y necesita ser reemplazado con frecuencia para seguir siendo eficiente.

Si el agua de tu calentador tiene una fuga en la parte inferior, es hora de comprar uno nuevo, y esta vez te conviene cuidarlo usando únicamente productos de Corro-Protec. Nuestro sistema proporciona una capa de protección contra la corrección en las soldaduras internas y puntos débiles de los calentadores.

Los calentadores de agua tienen una vida útil limitada, sin importar las normas de calidad de los fabricantes. El proceso de vitrificación para proteger el interior del tanque suele ser imperfecto (o perfecto para la obsolescencia programada) y los ánodos de magnesio solo duran unos cuantos meses, o años, antes de que se produzca la corrosión.

Si cambias tu ánodo de magnesio original cada ciertos meses o años, tu calentador de agua funcionará por mucho tiempo. Sin embargo, nadie quiere tener que meterse en un espacio apretado cada año para reparar su tanque de agua caliente.

Por eso creamos Corro-Protec: nuestro ánodo de primera clase que se conecta a la corriente eléctrica para brindar una protección óptima contra la corrosión y que dobla la vida útil de tu termotanque.

¿Qué provoca las fugas en mi calentador de agua?

Las fugas en un calentador de agua se pueden deber a la corrosión en el termotanque. Esto ocurre por la presencia de ánodos de magnesio, los cuales se corroen y dejan al tanque de agua desprotegido contra las fugas.

El calentador de agua la calienta en un tanque cerrado, bajo presión. Ésta es la mezcla PERFECTA para que se produzca la corrosión y ocurra una fuga interna en el calentador. Agrega un sistema de tratamiento de agua a la ecuación ¡y listo!, la corrosión ocurrirá más rápido que nunca.

Se suponía que los nuevos métodos de fabricación de calentadores de agua les añadirían años de vida útil al reducir la corrosión, pero parece que estos intentos fueron más una campaña de mercadotecnia que un esfuerzo real por parte de la industria. La vitrificación y la varilla de ánodo de sacrificio son las dos formas en las que se intenta reducir la corrosión dentro de tu termotanque.

Si tienes un calentador de agua con fuga en la parte inferior, probablemente lo mejor sea reemplazarlo. Los calentadores de agua tienen una vida útil limitada, y por lo general es necesario reemplazarlos cada cierto tiempo, especialmente cuando no están protegidos de forma adecuada.

¿Cómo puedo prevenir la corrosión en mi tanque?

No importa cuál sea la causa de la corrosión en su calentador de agua, la barra de ánodo motorizada Corro-Protec puede detener este proceso en solo unas pocas horas.

Una vez que el sistema esté operativo, la energía proyectada por el sistema evitará la corrosión en los años venideros. Tu calentador de agua estará protegido y no tendrás que volver a preocuparte por esto. Tenga en cuenta que si su tanque tiene fugas, debe instalar una varilla de ánodo motorizada tan pronto como instale su nuevo tanque.

Compar

¿Qué protección tiene mi calentador de agua?

Ánodos de sacrificio

Primero, los ánodos de sacrificio – magnesio, aluminio y zinc- se usan para proteger los calentadores de agua, pero solo duran unos meses en agua dura y deben reemplazarse cuando están corroídos en un 60%.

Para asegurarte de que este tipo de ánodo funciona eficazmente, siempre será necesario que haya uno donde corresponde. De lo contrario, tu calentador de agua estará desprotegido. Si tu tanque de agua no está protegido, la corrosión se manifestará con el tiempo, para luego dar paso a fugas cuando el proceso de corrosión avance lo suficiente.

Vitrificación

Segundo la vitrificación. Éste es un proceso que según los fabricantes, prolonga la vida útil de los termotanques. Sin embargo, este proceso lleva más de 10 años en el mercado y parece no ser efectivo debido a defectos en el proceso de manufactura, las sacudidas al momento de su transportación, y el manejo inadecuado durante su instalación.

Además, si no drenas el depósito de cal regularmente, los sedimentos acumulados provocarán grietas en esta defensa y en el acero del calentador. Como es obvio, cuando ambas defensas son penetradas, ocurrirá suficiente corrosión para dar paso a fugas.

¿Cómo evitar que mi calentador de agua tenga fugas?

Para evitar fugas, primero hay que prevenir que haya corrosión.

El sistema de Corro-Protec emplea una corriente eléctrica para sofocar la corrosión en tu calentador de agua. Esta minúscula cantidad de electricidad en tu termotanque lo protegerá por 20 años o más.

Corro-Protec es la forma más efectiva y poderosa de prevenir la corrosión Corro-Protec sin la necesidad de mantenimiento o supervisión constante gracias a nuestra varilla de ánodo eléctrica. Requiriendo menos de $2 en electricidad por año para funcionar, Corro-Protec es el método más costo-eficiente del mercado para preservar tu inversión a largo plazo y evitar los daños causados por el agua.

4.89/5 Basado en 172 reseñas

Blog

Por qué necesita un tanque de expansión para calentador de agua y cómo funciona

¿Has oído hablar de un tanque de expansión del calentador de agua? Si no lo has hecho, estás en el lugar correcto para cambiar eso. […]

¿Cuánto duran los calentadores de agua? ¡Mucho más corto de lo que podría!

Cuánto tiempo duran los calentadores de agua es una pregunta muy compleja y difícil de responder. Vivimos en una sociedad que comprende cada vez más […]